Ciencias de la Educacin

Artculo de Revisin

 

Aplicacin de B-learning para refuerzo de las matemticas

 

B-learning application for mathematics reinforcement

 

Aplicativo B-learning para reforo de matemtica

 

 

Edison Javier Guaa-Moya II
eguana@itsjapon.edu.ec    
https://orcid.org/0000-0003-4296-0299 
Soraya Elizabeth Vallejo-Encalada I 
soraya.vallejo@educacion.gob.ec 
https://orcid.org/0000-0003-3082-4134

 

 

 

Nelson Esteban Salgado-Reyes III
nsalgado@itsjapon.edu.ec 
https://orcid.org/0000-0003-4296-0299 
,Yamileth Andrea Arteaga-Alcvar IV
yarteagafl@flacso.educ.ec  
https://orcid.org/0000-0002-0675-0203 
 

 

 

 

 


Correspondencia: [email protected]

 

 

*Recibido: 29 de marzo del 2022 *Aceptado: 19 de abril de 2022 * Publicado: 17 de mayo de 2022

 

        I.            Institucin Educativa Fiscal Dr. Emilio Uzctegui, Ecuador.

     II.            Instituto Superior Tecnolgico Japn, (ISTJ), Ecuador.

   III.            Instituto Superior Tecnolgico Japn, (ISTJ), Ecuador.

  IV.            Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (FLACSO), Ecuador

 

 

 

 

Resumen

El proceso educativo en las matemticas es muy complejo y debe complementarse con el re-fuerzo acadmico, el cual permite al estudiante avanzar con el desarrollo de sus destrezas, sin arrastrar vacos conceptuales, procedimentales ni actitudinales, y as lograr construir aprendizajes significativos. En este contexto, se realiza un diagnstico que sirve de base para el diseo de un programa educativo basado en modalidad B-learning, mediante la construccin de un Entorno Virtual de Aprendizaje (EVA) en Microsoft Teams, que facilite la interaccin entre docente y estudiante de forma sncrona y asncrona, que conecte los problemas con el entorno y se encuentre disponible de forma permanente. En este sentido se realiza una investigacin proyectiva con enfoque cuantitativo, aplicando la tcnica de encuesta y como instrumento el cuestionario a una muestra de 427 estudiantes y una poblacin de 14 docentes de matemticas del Bachillerato General Unificado de la Institucin Educativa Fiscal Dr. Emilio Uzcategui en el ao lectivo 2019-2020. Al analizar los datos obtenidos en las encuestas realizadas, se evi-dencia un cambio de mentalidad durante el Covid-19, ya que se muestra una mayor necesidad de los actores educativos de acercarse a la educacin virtual. Una forma de hacerlo es aplicar B-learning, para complementar clases presenciales con refuerzo acadmico virtual, aprovechando habilidades y recursos de estudiantes nativos digitales, con un EVA que los encamine a ser reflexivos del uso de su tiempo y de la informacin a la que tiene acceso con un clic.

Palabras claves: B-learning; entorno virtual de aprendizaje; refuerzo acadmico.

 

Abstract

The educational process in mathematics is very complex and must be complemented with academic reinforcement, which allows the student to advance with the development of their skills, without dragging conceptual, procedural or attitudinal gaps, and thus achieve significant learning. In this context, a diagnosis is made that serves as the basis for the design of an educational program based on the B-learning modality, through the construction of a Virtual Learning Environment (EVA) in Microsoft Teams, which facilitates the interaction between teacher and student. synchronously and asynchronously, that connects problems with the environment and is permanently available. In this sense, a projective research with a quantitative approach is carried out, applying the survey technique and the questionnaire as an instrument to a sample of 427 students and a population of 14 mathematics teachers of the Unified General Baccalaureate of the Fiscal Educational Institution Dr. Emilio Uzcategui in the 2019-2020 school year. When analyzing the data obtained in the surveys carried out, a change in mentality is evident during Covid-19, since there is a greater need for educational actors to approach virtual education. One way to do it is to apply B-learning, to complement face-to-face classes with virtual academic reinforcement, taking advantage of the skills and resources of digital native students, with an EVA that directs them to be reflective about the use of their time and the information they receive. you have one-click access.

Keywords: B-learning; virtual learning environment; academic reinforcement.

 

Resumo

O processo educacional em matemtica muito complexo e deve ser complementado com reforo acadmico, o que permite que o aluno avance com o desenvolvimento de suas habilidades, sem arrastar lacunas conceituais, procedimentais ou atitudinais, e assim alcanar uma aprendizagem significativa. Nesse contexto, feito um diagnstico que serve de base para o desenho de um programa educacional baseado na modalidade B-learning, por meio da construo de um Ambiente Virtual de Aprendizagem (EVA) em Microsoft Teams, que facilita a interao entre professor e aluno, de forma sncrona e assncrona, que conecta os problemas com o ambiente e est permanentemente disponvel. Nesse sentido, realizada uma pesquisa projetiva com abordagem quantitativa, aplicando a tcnica de survey e o questionrio como instrumento a uma amostra de 427 alunos e uma populao de 14 professores de matemtica do Bacharelado Geral Unificado da Instituio Educacional Fiscal Dr. Emilio Uzcategui no ano letivo 2019-2020. Ao analisar os dados obtidos nas pesquisas realizadas, fica evidente uma mudana de mentalidade durante a Covid-19, uma vez que h uma maior necessidade de os atores educacionais se aproximarem da educao virtual. Uma forma de fazer isso aplicar o B-learning, para complementar as aulas presenciais com reforo acadmico virtual, aproveitando as habilidades e recursos dos alunos nativos digitais, com um EVA que os direciona para serem reflexivos do uso de seus tempo e as informaes que eles tm acesso com um clique.

Palavras-chave: B-learning; ambiente virtual de aprendizagem; reforo acadmico.

 

Introduccin

En el Ecuador existe una tendencia generalizada de rechazo hacia las matemticas por su alto grado de complejidad al momento de resolver problemas aplicando razonamientos numricos. Por ello, es importante que se trabaje con los estudiantes en que comprendan que los procesos matemticos son la base de la construccin de casi todo lo que les rodea, lo que se traduce en un aprendizaje significativo para que no se pierda con el tiempo, adems debe ser integral para que los conocimientos desarrollados sean bien utilizados (Luna-Echeverra, 2018).

Por otro lado, se conoce que los estudiantes tienen diferentes estilos y formas de aprendizaje, adems que los tiempos para asimilar ciertos temas en algunas asignaturas varan de unos a otros y, por ende, tienen bajas calificaciones (Alberico J.A, 2017). En respuesta a esta problemtica se debe trabajar sobre los conocimientos previos y se deben adoptar estrategias creativas e innovadoras para construir los nuevos aprendizajes. Sin embargo, si esto no sucede, en primera instancia se deben complementar los procesos educativos con refuerzos acadmicos que tratan de llenar vacos de las destrezas que no lograron desarrollarse completamente ya sea en forma grupal o individual en el aula o de forma extracurricular.

Los refuerzos acadmicos en las Instituciones Educativas Fiscales, son muy difciles de ejecutar ya que no existen los espacios fsicos adecuados, porque en la mayora de casos, las aulas son ocupadas por varios estudiantes en diferentes jornadas acadmicas. Teniendo que buscar otra forma no necesariamente presencial, en donde poder aplicar planificaciones educativas en la que se incluyan: el uso de TIC, entornos virtuales, B-learning, que hoy por hoy son herramientas innovadoras para acceder al conocimiento (Vallejo Encalada, 2020).

En la Institucin Educativa Fiscal Dr. Emilio Uzcategui, los estudiantes de Bachillerato General Unificado, durante los ltimos aos lectivos segn el informe del Instituto Nacional de Evaluacin Educativa, un alto porcentaje de estudiantes de tercero de Bachillerato General Unificado, obtienen resultado elemental, en los niveles de logro del dominio matemtico y un muy bajo porcentaje de nivel excelente, estos resultados muestran que no existe un dominio numrico ni de razonamiento (INEVAL, 2021).

Por otra parte, los informes de rendimiento parcial, solicitados por vicerrectorado, as como las notas asentadas en la Secretara General de la Institucin, evidencian falencias en los procesos educativos ya que los promedios son menores a 7 puntos, en algunos casos en ms del 50% de los cursos, el insumo ms bajo del promedio total por parcial, es el de las evaluaciones sumativas las cuales miden el conocimiento mediante resolucin de ejercicios y/o problemas utilizando procesos adecuados.

Estos datos hacen reflexionar en que los aprendizajes estn lejos de ser significativos, especialmente en estudiantes que aprueban con la mnima calificacin, dando lugar a que existan muchos vacos de un nivel aprobado al siguiente. Complicando ms an la situacin, al dar varias oportunidades de aprobar un examen de final de un nivel o curso, aplicando una evaluacin de tipo estructurado, en donde no se miden los niveles de razonamiento, ni los procesos, sino solo la respuesta, convirtindose en algunos casos en una lotera que permite pasar de ao, pero no reflejan el dominio de las destrezas que deben tener los estudiantes.

De la misma forma, el refuerzo acadmico, que es un componente esencial del proceso educativo y que bien estructurado debera servir para consolidar los aprendizajes, no tiene la importancia que debe tener en el rea de matemtica, siendo este refuerzo en la mayora de los casos, planificado para trabajarlo dentro de las horas de clases asignadas en la malla curricular, es decir, se refuerza en la marcha del cumplimiento del currculo, adems se lo hace en grupo ya que no hay ni tiempo ni espacio para personalizarlos, como dispone el reglamento de la Ley Orgnica de Educacin Intercultural del Ecuador (LOEI, 2017).

Por otro lado, la planificacin micro curricular, se la hace por parcial, y el seguimiento en el rea de matemtica es casi nula, las reuniones de rea son enfocadas a medir el avance acadmico de cada docente o para cumplir con alguna disposicin puntual de las autoridades, perdiendo as, la oportunidad de compartir experiencias valiosas tanto en estrategias de planificacin como en uso de recursos, que cada docente tiene en su labor educativa, y de esta forma, poder replicarlas en las aulas (MINEDUC, 2021).

Otro punto importante, es la actualizacin docente en el uso de nuevas tecnologas amigables para motivar el aprendizaje en los estudiantes (Allueva, 2017). Con respecto a este tema, en los ltimos aos la Institucin Educativa no genera espacios de formacin ni aprovecha las fortalezas de varios docentes que dominan estos conocimientos, a excepcin del bachillerato internacional que se manejan con otro tipo de organizacin, otro factor es la falta de inversin en educacin y en algunos casos, la falta de inters de algunos docentes en capacitarse, ya que existen varias ofertas formales e informales de cursos de actualizacin en la Web para el autoaprendizaje.

Entonces se puede inferir, que la suma de lo expuesto hasta aqu, da como resultado, que varios de los procesos acadmicos del aprendizaje de las matemticas estn fallando y que se deben mejorar, siendo el refuerzo acadmico uno de los componentes, que bien aplicado y con una planificacin innovadora, ayudara a mejorar esta problemtica.

En el caso especfico de los primeros D, E y F de bachillerato general unificado de la Institucin Educativa Fiscal Dr. Emilio Uzcategui, el refuerzo acadmico adems de hacerlo en la clase en la marcha, se complementa con la utilizacin de las redes sociales en especial Facebook, en un perfil creado especficamente para publicar videos que ayudan a entender los procesos desarrollados en el aula para la resolucin de problemas, con el objetivo de consolidar los aprendizajes. Con esta estrategia se trata que el estudiante desarrolle el inters por la matemtica y de paso mejore sus calificaciones, ya que es un nativo digital.

Es por ello, que esta investigacin pretende con su propuesta solucionar el proceso de refuerzo acadmico detectado en el bachillerato general unificado de la IEF Dr. Emilio Uzcategui, con un diagnstico que nos permita recabar los elementos para el diseo de un EVA en modalidad B-learning para mejorar el refuerzo acadmico en matemtica, construyendo una planificacin adecuada tanto para ambiente presencial como para un entorno virtual, y que adems estn estrechamente relacionadas entre s.

El mismo era factible antes del confinamiento que se est viviendo en el 2020, y hoy por hoy mucho ms, constituyendo una propuesta muy interesante que va a generar cambios en los procesos de enseanza aprendizaje de la comunidad educativa (Chicaiza M, 2018), sobre todo en el momento en el que se regrese a las aulas fsicamente, descubriendo de una manera fortuita que la negativa a usar nuevas tecnologas muri cuando naci el Covid-19.

 

Mtodos, tcnicas e instrumentos

El estudio asume un enfoque de investigacin cuantitativa, no experimental transversal y alcance descriptivo con el objetivo de realizar el diagnstico adecuado para el diseo de un programa educativo en modalidad B-learning, y la construccin de un Entorno Virtual de Aprendizaje para mejorar el proceso de refuerzo acadmico de matemtica de bachillerato general unificado en la institucin educativa fiscal Dr. Emilio Uzcategui.

Para ello, en las diferentes fases de la investigacin se usaron diferentes mtodos, como son: (1) analtico sinttico, que permiti el procesamiento e interpretacin de la informacin sobre los fundamentos tericos que sustentan el refuerzo acadmico de matemtica en entornos virtuales de aprendizaje sistematizando y consolidando la informacin; (2) inductivo deductivo, que permiti realizar un anlisis de las teoras existentes sobre el tema estudiado as como la interpretacin de los resultados del diagnstico realizado; (3) anlisis bibliogrfico usado para profundizar en los elementos tericos que justifican el desarrollo del tema investigado; (4) revisin documental y (5) mtodos matemticos-estadsticos, a travs de los cuales se procesa la informacin obtenida.

Unido a esto, se utilizaron tcnicas como: (1) anlisis documental, que permiti analizar la bibliografa revisada, para lo cual se hizo uso diversas fuentes documentales; (2) tcnica de encuesta que permiti la recopilacin de datos cuantitativos para el diagnstico respectivo utilizando como instrumento un cuestionario diseado en la aplicacin web SurveyMonkey y aplicado tanto a docentes como a estudiantes. La encuesta fue aplicada de forma virtual, aunque en primera instancia fue pensada para hacerlo en forma presencial, pero por los cambios que ya se ha mencionado a causa de la pandemia, en los cuales uno de los ms importantes es el distanciamiento social, se tuvo que realizar va internet, se aprovech que por el plan de contingencia del Covid-19, la Institucin Educativa en donde se iba a aplicar los cuestionarios a docentes y estudiantes, tenan organizado su proceso de comunicacin por medio de grupos de WhatsApp, coordinados por los tutores de cada paralelo. De esta forma se envi el link del cuestionario, con autorizacin de las autoridades a cada tutor para que sea renviado a sus grupos. (3) tcnicas de anlisis, que permitieron el tratamiento de los datos recabados mediante el uso de paquetes estadsticos; procesar, organizar y presentar la informacin recopilada mediante frecuencias, absolutas, relativas y estadgrafos descriptivos.

Por otro lado, la fuente primaria de datos en esta investigacin fue conformada de forma aleatoria por un grupo de estudiantes de Bachillerato General Unificado y todos los docentes del rea de matemticas de bachillerato la Institucin Educativa Fiscal Dr. Emilio Uzcategui.

Los datos recolectados fueron en base a las experiencias educativas de los estudiantes y docentes con respecto al refuerzo acadmico, aplicacin de nuevas tecnologas, modalidad b-learning, entre otras. Esta informacin se obtuvo de sus vivencias, durante el primer quimestre del ao lectivo 2019-2020, as como tambin se pregunt acerca del cambio ocurrido en la segunda parte del ao en la cual, la forma de trabajo fue distinta ya que hubo aislamiento a causa de la pandemia por el Covid-19.

La poblacin a la que fue dirigida la recoleccin de datos fue de aproximadamente 1000 estudiantes pertenecientes al Bachillerato General Unificado de la Institucin Educativa Fiscal Dr. Emilio Uzcategui. La poblacin encuestada en el rea de matemticas fue de 14 docentes.

La poblacin de estudiantes encuestados en esta investigacin, fueron aproximadamente 1000, si se necesita calcular una muestra confiable, con un nivel de confianza del 99% y un margen de error de 5%, se ingresaron los valores en la aplicacin SurveyMonkey, dando como resultado una muestra de 400 estudiantes

Adicional a la encuesta aplicada a docentes, se decidi encuestar a estudiantes con la finalidad de tener la perspectiva de la misma temtica, pero desde otro punto de vista y con esto disear mejor la propuesta de un programa pensado para dos actores del proceso de enseanza aprendizaje.

Las respuestas obtenidas al aplicar la encuesta se digitalizaron inmediatamente luego que los estudiantes reenviaron los formularios de Google Forms, contestados en base de sus experiencias. Cabe sealar que se obtuvieron 427 respuestas vlidas de las encuestas enviadas a estudiantes de BGU, cantidad que supera la muestra calculada en el captulo anterior, dando un 99% de confiabilidad a este proceso.

 

Resultados

Resultados de la encuesta a docentes

Segn los datos recogidos, de los 14 docentes de matemticas encuestados la mitad se encuentran en el rango de 46 a 55 aos, un 14,3% de docentes tienen entre 56 a 65 aos, y otro 14,3% tiene entre 25 y 35 aos. Adems, el 69,2% de docentes dan clases de matemtica en primeros de BGU, el 30,8% en segundo y el 53,8% en tercero. Como se puede deducir, la mayora de los docentes se formaron en la vieja escuela y posiblemente repiten esa forma de enseanza, por lo que son profesionales muy difciles de integrarse, a causa de los cambios generacionales.

Al preguntarse sobre los instrumentos de planificacin sobre los cuales se propone el refuerzo acadmico, la mayora de docentes es decir el 64,3% elabora un plan de refuerzo solo para esa actividad, el 35,7% lo incluye en el plan de unidad, y un 21,4% lo hace en el plan de clase, cabe recalcar que esta planificacin no es un documento exigido por vicerrectorado, pero si obligatorio segn los lineamientos de MINEDUC.

La frecuencia del refuerzo acadmico viene junto a la necesidad de retroalimentacin de cada grupo de estudiantes. En este sentido, solo el 7,1% de docentes trabaja el refuerzo cada que es necesario, mientras que el 64,3% de los docentes lo realizan al terminar un tema y el 21,4% al terminar un parcial, siendo esta ltima opcin la que dispone el MINEDUC como obligatoria, entonces, aunque la mayora de docentes realizan el refuerzo al terminar un tema, si se est cumpliendo con los reglamentos ya que en un parcial se pueden desarrollar uno o varios temas.

En cuanto a cmo los docentes llevan el refuerzo acadmico la mayora de docentes trabaja de ambas formas: grupal e individual, esto es el 64,3% el 7,1% lo hace de forma individual y el otro 28,6% trabaja solo en grupo, por lo que se constata que existe un alto porcentaje de docentes que no hacen seguimiento caso por caso, ya que el trabajo siendo grupal en su mayora se lo realiza dentro de las aulas incumpliendo en estos casos con leyes y reglamentos educativos y evidenciando que el refuerzo extracurricular es casi nulo.

A pesar de estos resultados, el 7,1% de docentes consideran que no es suficiente trabajar solo en el aula, seguido de un 35,7% que opinan algo similar, aunque hay que destacar que un 28,6% y un 14,3%, estn conformes con solo reforzar en el aula. Estos resultados hacen reflexionar que se deben brindar otras alternativas para cumplir con el proceso de refuerzo, tanto para los docentes que estn de acuerdo como para los que no lo estn e incentivarlos de esta forma a salir de su zona de confort.

En este mismo contexto, la mayora de los docentes, el 92,9%, consideran que, trabajando de forma individual, obtienen mejores resultados contra un 7,1% que obtienen mejores resultados en grupo. Por lo que se debe mencionar que se necesitan espacios en los que se pueda generar interaccin de forma personal, no solo para cumplir con el reglamento de la LOEI, sino para que los estudiantes obtengan los aprendizajes esperados.

En otra pregunta a los docentes se indaga si los mismos tienen un lugar adecuado donde trabajar el refuerzo acadmico y con sus respuestas confirman que no existen espacios adecuados para trabajar con los estudiantes en refuerzo acadmico; tal como se haba mencionado en la introduccin; puesto que el 85,8% refieren que no tienen lugares o que la mayora de veces no existen espacios adecuados; siendo este una de las debilidades que se tiene en las Instituciones fiscales.

Una vez definido como se realiza el proceso de refuerzo acadmico es importante saber qu resultados se pueden evidenciar en los estudiantes que han recibido y cumplido con las estrategias utilizadas. En este sentido, un 64,3% de docentes consideran que los estudiantes, al recibir refuerzo mejoran sus calificaciones, de igual forma perciben al estudiante ms motivado con un 64,3%, que mejoran su actitud ante la materia un 50% y por ltimo con un 35,7% que realiza todas sus tareas ya sin ayuda.

En otro sentido, se recaba informacin acerca de la percepcin de los docentes sobre la utilizacin de recursos en su planificacin, donde el 50% de los mismos refieren que mayora de veces si ayudan a los estudiantes a sentirse ms motivados por las matemticas, ms un 21,4% consideran que siempre; esto implica que los docentes en su mayora deberan incluir recursos innovadores que motiven a los estudiantes en su aprendizaje. Adems, se tuvo que dentro de los recursos el uso de las TIC es pobre, por lo que se necesitan procesos de actualizacin y motivacin en el uso de nuevas tecnologas pues no las usan por falta de capacitacin y acceso a su uso.

As mismo refieren que las estrategias ms usadas para el proceso de refuerzo acadmico son: trabajo en parejas con problemas del contexto en un 57,1%, seguido por un 50% de talleres colaborativos con juego de roles, luego trabajan con resolucin de problemas con gua individual un 42,9%, dejando al final el trabajo con material concreto, gamificacin y las exposiciones.

En cuanto a las herramientas que utilizan se pudo constatar que tienen limitaciones al respecto pues la mayora (71,4%) utiliza solo el WhatsApp y el Office como herramienta en su ejercicio docente. Sin embargo, los docentes manifiestan el deseo de conocer otras herramientas en sus procesos de enseanza aprendizaje como: Second Life o cualquier otro ambiente de aprendizaje 3D 21,4%, Wevideo o cualquier otro editor de video para crear sus clases con 42,9%, Moodle o cualquier otro sistema de gestin de aprendizaje con 42,9%, ThatQuiz o cualquier otro generador de evaluaciones con 50%, Classroom o cualquier otro gestor de aulas interactivas con 64,3%, GeoGebra o cualquier otra aplicacin matemtica con 64,3%, pero el ms alto porcentaje es de 78,6% es decir 11 docentes piensan que para mejorar la interaccin con sus estudiantes deben conocer Microsoft Teams, validando de esta forma la propuesta de este trabajo.

Finalmente se indaga sobre lo que piensan los docentes acerca de la educacin virtual, ya que esta modalidad permite este acceso ordenado. En este sentido, los resultados describen que el 100% de docentes tienden a una respuesta afirmativa de complementar sus clases presenciales con virtuales ya que un 57,1% est de acuerdo y un 42,9% totalmente de acuerdo. Se entiende de esta forma que los docentes comprenden y aceptan que las clases virtuales son de gran ayuda para los procesos de refuerzo, es decir cuando se retorne a las aulas existir un alto porcentaje de aceptacin a la propuesta de este trabajo para el rea de matemticas, en esta nueva normalidad la educacin virtual ya no es una alternativa sino una necesidad. Cabe resaltar que, por la estructura de la pregunta, los docentes apoyan el trabajo con modalidad b-learning.

 

 

Resultados de la encuesta a estudiantes

Segn la informacin recabada la mayora de los estudiantes son de primero BGU representando un 72.1% del total de estudiantes encuestados, seguido por un 17,3% de segundo y al final 17,3% de tercero BGU. Hay que destacar que la mayor cantidad de paralelos son de primero y que los terceros ya no van a ser parte de la propuesta, pero sus experiencias sirven para las siguientes promociones.

Al preguntar sobre las necesidades que se tienen con respecto al refuerzo acadmico, el 46,4% est totalmente de acuerdo que necesita reforzar algn aprendizaje, un 44,3% est de acuerdo, y el 0,5% estn totalmente en desacuerdo sumado a un 1,4% de estudiantes que estn en desacuerdo, adems encontramos un 7,5% de indecisos. Al comparar estos porcentajes la mayora de estudiantes del BGU de la Institucin Educativa encuestada aceptan que han necesitado refuerzo acadmico en algn tema de matemtica.

En este mismo sentido, se les pregunt a los estudiantes si haban recibido algn tipo de refuerzo adecuado para aclarar sus dudas, y un 47,2% de estudiantes considera que fue adecuado el refuerzo, ms un 28,9% que lo considera totalmente adecuado seguido de un 19,7% que son imparciales en su respuesta, a diferencia de un 1,9% y un 2,3% que creen que no fue adecuado el refuerzo. Las respuestas de los estudiantes son similares a las de los docentes que tratan de tener procesos de refuerzo de una u otra forma y los estudiantes perciben esto.

De igual forma, la mayora de los estudiantes prefieren que se refuerce sus aprendizajes al terminar un tema siendo el 61%, seguido el 19% que prefiere al terminar el parcial, y el resto prefiere al terminar la clase.

Para conocer si los estudiantes perciben de la misma forma que los profesores el refuerzo se les pregunto al respecto, con los siguientes resultados: la mayora de estudiantes trabaja de ambas formas, grupal e individual, esto es el 59%, el 21% lo recibe de forma individual, el 17% trabaja solo en grupo, y a diferencia que los docentes que dicen que trabajan con todos los estudiantes de alguna forma hay un 3% de estudiantes que no trabajan en refuerzo acadmico, en otras palabras los estudiantes perciben que si tienen un seguimiento caso por caso, ya que hay un alto porcentaje que trabaja de forma individual.

Como complemento a la pregunta anterior tenemos que el 78% de los estudiantes reciben el refuerzo dentro del aula seguido de un 14% dentro y fuera del aula, luego un 5% en ningn lado y para terminar un 3% fuera del aula. Los docentes tambin responden de forma similar en este mismo tema, el resultado en ambos casos es que el refuerzo se produce dentro del aula, adems se necesita mejor planificacin para que exista refuerzo para todos los estudiantes.

En cuanto a cmo los estudiantes refuerzan mejor sus aprendizajes, se tiene que el 86,9% refiere que lo hace a travs de la repeticin de ejercicios en clase, el 67,6% mediante ms actividades relacionadas al tema, el 42,5% revisin de pruebas dentro del aula, el 26,3% conversar del tema con sus compaeros, el 23,7% ver videos enviados por el docente, el 17,8% conversar del tema con el profesor fuera de clase, el 8,8% resolver ejercicios interactivos en internet y el 0,2% propone preguntar ms acerca del tema y tener lecciones. Todas estas actividades se deben incluirse en una eventual propuesta de planificacin para llegar a satisfacer las necesidades educativas de todos los estudiantes, pero se debe reflexionar que lo que ms hace los docentes como uso de TIC es compartir videos y no es la mejor opcin de reforzar segn sus respuestas.

En contraposicin a los docentes ms de la mitad de los estudiantes consideran que la mejor forma de recibir refuerzo acadmico es de forma grupal representando el 54,7% del total de estudiantes y un 45,3% de forma individual.

Es importante conocer cmo percibe el estudiante que el refuerzo que est recibiendo le sirve para mejorar, de aqu que, el 72,9% de los estudiantes consideran que mejoraron sus calificaciones gracias a recibir refuerzo acadmico, el 47,3% refiere que mejora su actitud ante la materia, el 35,1% dicen que pueden hacer sus tareas sin ayuda despus del refuerzo acadmico, y se sienten ms motivados. Por lo que se debe trabajar en la motivacin y en la importancia del aprendizaje, para cambiar el paradigma de las calificaciones cuantitativas, que por el momento son lo ms importante para los estudiantes.

Por otro lado, a diferencia de los docentes el 49,1% de estudiantes consideran que las facilidades para el refuerzo son adecuadas sumadas a un 25,1% que creen que son totalmente adecuadas, imparciales un 20,2%, inadecuadas un 5,4% y totalmente inadecuadas un 0%. El trabajo que hacen los docentes con los estudiantes se ve reflejado en sus respuestas ya que su realidad no es la misma, los estudiantes solo perciben que lo que los docentes trabajan, mas no alcanzan a conocer que pasa con la organizacin institucional, en cambio los docentes no opinaron de misma manera con respecto al mismo tema esos tienen la percepcin de que no existen facilidades para trabajar el refuerzo.

Otro punto que es importante indagar es si a ms de la manera que reciben el refuerzo, los docentes deberan buscar otras alternativas, de donde encontramos que el 74% refieren una tendencia afirmativa de que los docentes busquen alternativas extracurriculares para el refuerzo. Estos resultados invitan a los docentes a buscar espacios de refuerzo fuera del aula y como se ha visto hasta este momento no existe espacio fsico ni facilidades por parte de la Institucin, entonces hay que plantear alternativas como buscar espacios virtuales de interaccin.

En este mismo contexto, los estudiantes dicen que en clases de matemtica los recursos ms utilizados antes de la cuarentena eran solo la pizarra, el libro y el cuaderno con un 94,4%, un 15,5% que confirman que los docentes utilizaban videos para sus clases, un 12,5% redes sociales, Aplicaciones Matemticas como Geogebra u otras un 11,8%, aulas virtuales como EDMODO un 7,3% y por ltimo WhatsApp un 6,6%. Por lo que se concluye que existe una evidente falta de uso de nuevas tecnologas en las clases, y esto concuerda con las respuestas de los docentes al considerar que no manejan herramientas TIC, aunque les parezcan recursos innovadores.

Respecto al conocimiento de los estudiantes de algunas de las herramientas digitales, se tuvo que el 85,5% conoce Google Classroom u otro gestor de aulas interactivas, seguido de un 49,3% que refiere conocer ThatQuiz u otro generador de evaluaciones, luego Geogebra o cualquier otra aplicacin matemtica con un 37,6%, Microsoft Teams en un 42,9%, el 37,6%, Wevideo o cualquier otro editor de video para crear sus clases, Moodle u otro sistema de gestin de aprendizaje en un 4,8%, y en menos medida aplicaciones como Second Life o cualquier otro ambiente de aprendizaje 3D. De aqu que se puede apreciar que la mayora de los estudiantes estn familiarizados con aplicaciones ya que se encuentran con ellas da a da y tambin conocen de aulas virtuales, sera fcil llevarlos a un EVA teniendo la precaucin de capacitar en el uso puntual de Teams a los estudiantes que an no trabajan con esa aplicacin.

En relacin a si los docentes deben conocer e implementar programas de educacin virtual, la mayora opinan estar totalmente de acuerdo o de acuerdo que los docentes deben conocer de educacin virtual para poder complementar sus clases presenciales, con un 45,2% y un 44,5%. En el otro extremo los que no estn de acuerdo con este tipo de educacin son el 2,6% y 0,5%, quedando con un 7,3% de indecisos. Los estudiantes consideran a la educacin virtual como una estrategia que les va complementar su proceso de aprendizaje y ser un proceso inevitable con las nuevas circunstancias, cabe mencionar que los docentes tambin estn de acuerdo facilitando la creacin de una propuesta.

La ltima pregunta se plante para obtener informacin acerca de una propuesta B-learning. Como resultados se obtuvo que los estudiantes en su mayora tienden a una respuesta afirmativa, es decir que un 46,1% estn totalmente de acuerdo, un 31,9% estn de acuerdo, un 11,2% estn indecisos, y tan solo 7,3% y un 3% no estn de acuerdo esto es 46 estudiantes de 427. Estos resultados apoyan a que el programa B-learning de esta propuesta se pueda llevar a cabo, no solo porque docentes y estudiantes lo consideran como necesario sino tambin porque servir para solucionar varias problemticas de la aplicacin del refuerzo acadmico.

Anlisis con cruce de datos

A continuacin, se presentan los resultados que se generan al cruzar las respuestas de varias preguntas de los cuestionarios aplicados tanto a docentes como a estudiantes, para hacer algunas conclusiones.

Evaluando conjuntamente la edad del docente y su respuesta con respecto al uso de TIC, encontramos que, el pico ms alto de concordancia obtenido en la relacin son los docentes que estando entre 46-55 aos de edad usan a veces s y a veces no las TIC. Seguidos por los docentes de entre 36-45 que tambin usan a veces s y a veces no. La mayora de veces s, es una tendencia que aparece con picos muy bajos en los 3 ltimos rangos de edad. Se puede concluir que si bien es cierto hay una brecha digital entre docentes y estudiantes, la edad no es un indicador que determine el uso de TIC en el trabajo de refuerzo con los estudiantes. Ya que el pico ms alto de relacin no est en los docentes ms jvenes sino en los de edad media 46-55 aos.

Respecto a las interacciones de refuerzo acadmico que utilizan los docentes, el uso de las TIC como una estrategia innovadora en la enseanza de la matemtica y las consideraciones de los estudiantes sobre el conocimiento acerca de la educacin virtual para poder complementar las clases presenciales diversificando sus estrategias de enseanza aprendizaje; se tiene que el pico ms alto de concordancia se encuentra en los docentes que usan a veces si a veces no las TIC, que adems estn de acuerdo en que son una estrategia innovadora y totalmente de acuerdo con conocer de educacin virtual. Recordando que estos docentes son los que estn en un rango de edad entre los 36-55 aos de edad. Las respuestas de los docentes son consistentes y reafirman la necesidad del uso de TIC y educacin virtual, aunque no las hayan utilizado anteriormente con frecuencia.

Por otro lado, es muy importante conocer si los docentes por no tener un lugar adecuado estn de acuerdo con conocer de educacin virtual como una posible solucin. Los resultados indican que el pico ms alto de concordancia en las respuestas es el de los docentes que estn de acuerdo en conocer educacin virtual y que la mayora de veces no tiene un lugar adecuado para trabajar el refuerzo acadmico con sus estudiantes. Seguido por los docentes que estn totalmente de acuerdo en conocer ms de educacin virtual y que nunca tienen un lugar para trabajar el refuerzo acadmico. Entonces se puede evidenciar la necesidad de crear un EVA para generar espacios virtuales por la carencia de espacios fsicos, tal como se haba mencionado anteriormente.

Determinar la frecuencia con que el docente da el refuerzo con la frecuencia con que el estudiante lo necesita permitir una mejor planificacin. En este sentido, se determina la misma tendencia de las respuestas, la relacin de concordancia en el pico ms alto confirma que el refuerzo debe ser al terminar un tema, esto significa que el trabajo propuesto por los docentes es la misma necesidad de los estudiantes, en este sentido la planificacin deber elaborarse para cada tema.

Para saber si el tipo de refuerzo impartido es el que necesita el estudiante adems si el docente cree que es el tipo de refuerzo que le da mejores resultados, se describen los resultados de las respuestas conjuntas. El pico ms alto de relacin de concordancia est en el segmento de docentes de matemtica que respondi que realiza su refuerzo individual, mientras los estudiantes prefieren el refuerzo grupal sin embargo los docentes consideran que obtienen mejores resultados de forma individual. Las perspectivas de qu tipo de refuerzo no coinciden y para solucionar esto se debera tener las dos opciones para elegir, es decir un entorno de aprendizaje donde el estudiante pueda tener el refuerzo de tipo grupal y tambin individual.

Para saber si la frecuencia del refuerzo acadmico se encuentra relacionada con su forma de planificarlo, se recogen las frecuencias de estas dos preguntas. El pico ms alto de relacin de concordancia est en el grupo de docentes que elaboran un plan de refuerzo y lo imparten al terminar un tema. Como ya se analiz anteriormente, el refuerzo debe hacerse al terminar un tema, entonces el plan de refuerzo debe ir junto al de clase ya que en este no necesariamente se planifica para un encuentro de clase sino puede tener varios periodos hasta terminar un tema. El plan de refuerzo no debe ir aislado.

En cuanto a si los estudiantes estaran de acuerdo con tener refuerzos extracurriculares de modo B-learning, el pico ms alto de relacin de concordancia est en el grupo de estudiantes que estn totalmente de acuerdo que los docentes deben buscar alternativas extracurriculares para trabajar el refuerzo, y que tambin estn totalmente de acuerdo que los docentes deberan utilizar proceso B-learning (modalidad mixta de educacin presencial con virtual). En el contexto de trabajo presencial esto significa que luego de clases en el aula los estudiantes tendran la posibilidad de reforzar sus aprendizajes en un EVA y luego evaluar sus avances en forma presencial.

Finalmente se desea saber si los docentes estaran dispuestos en aprender cmo manejar recursos virtuales para poder optar por un programa B-learning que necesiten los estudiantes para sus procesos de refuerzo acadmico. Los resultados muestran que, el pico ms alto de relacin de concordancia se ve en el grupo de estudiantes que estn de acuerdo en recibir refuerzos modalidad B-learning, con el grupo de docentes que estn de acuerdo en conocer ms acerca de la educacin virtual. Se puede concluir que los docentes estn dispuestos a capacitarse y de esta manera cubriran las necesidades de refuerzo acadmico que los estudiantes tienen en un ambiente mixto de enseanza aprendizaje.

 

Discusin

Al finalizar el anlisis de los datos se hace varias conclusiones de los hallazgos de esta investigacin, que aportan significativamente a cumplir con el objetivo general de este trabajo, el cual se plante para dar una opcin de solucin a la problemtica que provoca la organizacin institucional y de reas, al momento de aplicar el refuerzo acadmico, logrando satisfacer de alguna manera las necesidades de los docentes y estudiantes del Bachillerato General Unificado en el rea de matemtica en la Institucin Educativa Fiscal Dr. Emilio Uzcategui, antes de seguir, es conveniente recordar las variables que se plantearon como punto de partida para la propuesta, estas son: refuerzo acadmico, TIC, B-learning.

Con respecto al refuerzo acadmico se puede concluir que, tanto docentes y estudiantes confirman que, si se realizan refuerzos, estos son dentro del aula en su mayora, los docentes consideran que la Institucin no brinda facilidades para trabajar el refuerzo, adems exponen en sus respuestas que no disponen de un lugar adecuado para interactuar con los estudiantes. Por su parte los estudiantes consideran que el proceso de refuerzo que se lleva dentro del aula es adecuado y les ayuda para mejorar sus calificaciones y su actitud ante la materia, sin embargo, esto demuestra que el docente se esfuerza mucho por trabajar tanto grupal como individualmente dentro del aula al mismo tiempo que tiene que seguir avanzando en los contenidos.

El plan de refuerzo se lo hace al terminar un tema y en su mayora no incluye el uso de TIC como recurso innovador, tomando en cuenta que la mayora de docentes y estudiantes consideran que lo son. Adicional a esto la mayora de encuestados piensan que existe una brecha digital entre docentes y estudiantes, tanto as que se ve reflejado en el tipo de herramientas informticas que usa cada grupo, los estudiantes consideran que los docentes deben incluir ms recursos virtuales en sus planes de clase, y los docentes estn de acuerdo.

Por otra parte, los docentes en su mayora consideran no tener un lugar adecuado para trabajar el refuerzo, mientras los estudiantes, si bien es cierto como ya se expuso, creen que el refuerzo que estn recibiendo es adecuado, tambin exponen tener la necesidad de que los docentes busquen espacios fuera del aula para el proceso de refuerzo, con respecto a este tema solicitan en su mayora que cuando se vuelva a la educacin presencial se contine con el componente virtual para reforzar sus aprendizajes. Esto no va a ser difcil implementar ya que con la nueva normalidad es notable la necesidad de conocer ms acerca de educacin virtual.

Con todo lo expuesto hasta aqu, se concluye que existe la apertura de los docentes y los estudiantes por generar espacios de refuerzo acadmico utilizando recursos innovadores, que motiven al aprendizaje de las matemticas, generando entornos adecuados de aprendizaje para complementar las clases presenciales.

 

Referencias

                  1.          Alberico, J. A. (2017). El b-learning en el nivel primario: Un dilogo entre la educacin presencial y la educacin a distancia. Recuperado de http://www.digitaliapublishing.com/a/51168/el-b-learning-en-el-nivel-primario--un-dialogo-entre-la-educacion-presencial-y-la-educacion-a-distancia.

                  2.          Allueva, A. I. A. M. (2017). Aportaciones de las tecnologas como eje en el nuevo paradigma educativo. Zaragoza,Espaa: Prensas Universitarias de Zaragoza. Recuperado de https://digitalia.puce.elogim.com/visor/59273#paradigma-educativo

                  3.          Chicaiza, M. (2018). Diseo de una propuesta didctica mediante la elaboracin de herramientas tecnolgicas Educaplay y JClic para refuerzo acadmico en la asignatura ingls aplicado en los estudiantes de octavo grado de educacin bsica. Recuperado de http://repositorio.puce.edu.ec:80/xmlui/handle/22000/15272

                  4.          INEVAL. (15 de 1 de 2021). INEVAL. Obtenido de https://www.evaluacion.gob.ec/resultadoseducativos2020/

                  5.          Luna-Echeverra, N., Erazo-Luna, A., Huebla-Huebla, F., & Guaa-Moya, J. (2018). Uso de las Tecnolgicas de la Informacin y Comunicacin (TIC) en los Institutos de Educacin Superior. Polo del Conocimiento, 3(10), 300-315.

                  6.          LOEI. (2011). Ley_Organica_de_Educacion_Intercultural_LOEI_codificado.pdf. Recuperado 7 de agosto de 2020, de https://educacion.gob.ec/wp-content/uploads/downloads/2017/02/Ley_Organica_de_Educacion_Intercultural_LOEI_codificado.pdf

                  7.          MINEDUC. (2021). Currculo Matemtica. Recuperado 5 de agosto de 2021, de https://www.educacion.gob.ec/wp-content/uploads/downloads/2021/03/MATE_COMPLETO.pdf

                  8.          Vallejo Encalada, S. E. (2020). Programa educativo con aplicacin B-Learning para refuerzo acadmico de Matemtica en un entorno virtual de aprendizaje (Master's thesis, PUCE-Quito).

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

2022 por los autores. Este artculo es de acceso abierto y distribuido segn los trminos y condiciones de la licencia Creative Commons Atribucin-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional (CC BY-NC-SA 4.0)

(https://creativecommons.org/licenses/by-nc-sa/4.0/).|

 

Métricas del Artículos

Cargando Métricas.....

Metrics powered by MI WEB PRO

Enlaces de Referencia

  • Por el momento, no existen enlaces de referencia


Copyright (c) 2022 Soraya Elizabeth Vallejo-Encalada, Edison Javier Guaña-Moya, Nelson Esteban Salgado-Reyes, Yamileth Andrea Arteaga-Alcívar

URL de la Licencia: https://creativecommons.org/licenses/by-nc-sa/4.0/deed.es

Polo de Capacitación, Investigación y Publicación (POCAIP)

Dirección: Ciudadela El Palmar, II Etapa,  Manta - Manabí - Ecuador.

Código Postal: 130801

Teléfonos: 056051775/0991871420

Email: [email protected]

URL: https://www.dominiodelasciencias.com/

DOI: https://doi.org/10.23857/pocaip